Antropología cultural de nuestro entorno

7 marzo 2011

l’Alcora (Sus ermitas)

Filed under: L'Alcora,Tema 2. Patrimonio artístico — Vicente Sancho @ 23:54

l’Alcora (Sus ermitas)

Observando el paisaje rural de España, y supongo que ocurrirá lo mismo en toda Europa, aparecen de cuanto en cuando  ante nuestra vista edificios religiosos, bien sea monasterios, iglesias que sobresalen por encima de pequeños núcleos de población, ermitas e incluso pequeñas capillitas  donde se recordaba a algún santo ligadas casi siempre a un hecho que se considera sobrenatural.

En nuestro entorno inmediato un parte significativa de estos edificios esta formado por pequeñas ermitas.

Estas ermitas a parte de su valor arquitectónico, encierran un importante valor antropológico, como lugares sobre los que ha través de los siglos se han ido acumulando gran cantidad de historias y leyendas que el pueblo ha considerado como suyas, de ellas se ha sentido orgulloso, y las mas de las veces hasta creaban un sentimiento de superioridad sobre los pueblos del entrono.

Cada pueblo tenia su especial devoción que lo hacia sentirse especial y  mas querido y protegido por el Santo titular y por intercesión de Èl por Dios.

A parte del patrón titular, que protege de todos los avatares, tenemos a los santos especializados, a quienes se le encomendaban unas acciones concretas, a unos se acudía para bendecir los campos, a otros para que protegiera la vista, hay una petición común que abarcaba a casi la totalidad del santoral que era la lluvia. No podía ser de otra manera, en una tierra como la nuestra, donde las sequías son habituales y en unos tiempos en la persistencia de ellas se correspondían con crisis de subsistencia.

Otra característica de la historia de las ermitas es que cada Santo titular tiene dedicado unos cantos llamado “gozos”. Constan de unas estrofas en la que se relatan hechos de la vida del santo o hecho con los que a favorecido a la población, con un pie de cuatro versos, de los cuales los dos finales que suelen ser un ruego al santos, se repiten al final de cada estrofa. Al principio de cada apartado me he permitido transcribir el pie de los “gozos” que se cantan en cada ermita.

Sant Salvadó

Ermita del San Salvador

Pues sois luz, vida y camino
del mortal que acude a vos
dadnos SALVADOR divino
siempre tu gracia y amor.”

Siguiendo un orden cronológico la primera de las ermitas es la del Salvador (“Sant Salvadó como se la conoce en l’Alcora).

Ermita de Sant Salvador

Ermita de Sant Salvador

La ermita de Sant Salvadó se encuentra situada a los pies del castillo de Alcalatén, en la falda de las sierras que conforman el noreste del término municipal, en un entorno abruto con profundos barrancos y montes que aunque no alcanzan grandes altitudes conforman un paisaje agreste no exento de belleza.

Ermita de Sant Salvador sobre 1.960

Para las gentes de l’Alcora, a pesar de ser la ermita mas antigua del término, y no estar muy alejada de la población, siempre la han sentido como lejana. Existía sobre todo entre los mas ilustrados, que conocían la historia, un sentimiento de respeto, al ser junto al castillo de Alcalaten el origen de l’Alcora, siendo en el plano religioso indiferente para la población.

Quizás por lo expuesto en el párrafo anterior no existen en la memoria del pueblo hechos excepcionales ocurridos atribuidos a la intercepción de su titular, la celebración de la fiesta del Salvador el día 6 de agosto, es prácticamente desconocida en la población.

En moderna peregrinación que recorre las ermitas del término de la l’Alcora, y que se celebra el primer sábado después del Domingo de Pascua, es visitada por los peregrinos a ultima hora de la tarde, cantado los gozos.

Sin embargo es la única ermita del termino de la que existe un sentimiento de pertenencia en los pueblos del entrono como Figueroles, Costur, y Llucena al ser el origen del Señorío del Alcalaten.

Un hecho histórico que casi podríamos considerar con “miraculoso” fue el traslado por vecinos de Costur de la pila bautismal originaria de la época de la construcción de la ermita, desde esta a su iglesia parroquial de San Pedro Mártir, pues se trata de una mole de piedra de no menos de dos toneladas,  llevándola por el camino del “Mormira” una senda por la que casi es imposible transitar. Este hecho que los vecinos de l’Alcora siempre la han considerado como un expolio, para Costur significa un acto reivindicativo  y de afirmación local en desagravio a la injusticia que consideran que se produjo en la partición del termino.

Sant Miquel de la Foia

Ermita de Sant Miquel de la Foia

“Pues en la corte del cielo
gozáis tan alto blasón
dad a nuestros corazones
ARCÁNGEL MIGUEL consuelo.

La aldea de la Foia de Alcaltén a principios de siglo XX

La aldea de la Foia de Alcalatén a principios del siglo XX

En la aldea de la Foia se encuentra la iglesia de Sant Miquel, la aldea esta situada a la salida del valle que forma el barranco de la Foia, estado asentada en la falda del monte de la Ferrisa en su cara este, al lado del barranco homónimo

En la iglesia se conserva una reliquia de la “Vera Cruz”, la autenticidad de la misma en un pequeño lugar como la Foia siempre se ha tomado a broma por los pueblos vecinos, pero los naturales del lugar están convencidos de que es verdadera, al menos como el resto de los miles de reliquias de la “Vera Cruz” que existen en el mundo. Seguro que tienen razón.

La aldea celebre sus fiestas principales en honor de la Vera Cruz a primeros de Mayo, a finales de septiembre celebra las fiestas de San Miguel con una tradición muy peculiar, el día del santo los niños de la aldea se desparraman por la huerta recogiendo toda clase de frutos y sin que los dueños de las mismas se los impidan, con estos frutos se confecciona un arco que se coloca alrededor de la puerta de la Iglesia como agradecimiento a San Miguel por la fertilidad de la huerta.

Es visitada en la peregrinación por las ermitas, los peregrinos llegan a esta ermita después de la comida que realizan en la ermita de Sant Vicent.

Sant Vicent.

Ermita de Sant Vicent

“Los aplausos de Alcora
publican quien, sois, Vicente;
y en vos halla toda gente
Consuelo a toda hora”

Ermita de Sant Vicent

Está situado en un paraje, que tras el abandono sufrido por las tierras de labor a partir de mediados de siglo XX se ha convertido en un frondoso pinar, la hermita comenzó a construirse en 1.598 y se inauguró  el 25 de marzo de 1609.

El entorno de la ermita de Sant Vicent, según se desprende del “Libre de la administració de la Hermita[1]antes de la construcción de la ermita, ya se reunía el pueblo para elevar peticiones al santo. En el “libre” citado se relatan “los motivos y causa como se fundó la Hermita”, en el relato se narra que por los años de 1.525, vivían en le lugar donde se encuentra la ermita, los padres de Constanza Pallarés, a la joven le encargaron sus padres apacentar unas ovejas “entre ellas le introduxeron cuydase unas mulillas”, las mulillas se solían escapar del rebaño y volvían a casa, pero en una ocasión al llegar Constanza a casa tras habérsele escapado estas no habían vuelto, “La dicha Constanza tomó el camino de viene al Lugar, y donde al presente ay una Plaça y Cruz se la aparió San Vicente Ferrer” en santo le indico donde estaban las mulillas volviendo a su casa con ellas. El milagro se hizo publico en el pueblo con lo que incremento la devoción al Santo, y la celebración en una tienda de campo, de misas en el lugar de la aparición“siempre que se hallavan en alguna necesidad”. En una ocasión que pedían que lloviese tuvieron que dejar el lugar a toda prisa, al haber atendido el Santo la petición con demasiada diligencia.

Ermita de Sant Vient

Esto hacia pensar a Constancia en la incomodidad que sufría la gente en estas celebraciones, y la necesidad de hacer una ermita, prometiéndole al Santo que en caso de disponer de “conveniencias le azia una Hermita”, estando en esto pensamientos se le apareció de nuevo el Santo y le dijo“que llevava buenos pensamientos y que bien tendría bastante para hazerle la capilla”.

La ermita de Sant Vicent ( Día de Sant Vicent 2009)

En 1.580 cuando contaba con 76 años, sus deudos le presionaban para que hiciera testamento, repartiéndoles sus bienes, ella les desengañaba diciendo que sus bienes los había prometido al Santo, Sant Vicent, se le apareció por tercera vez “Donde hallándose ella apasentando su ganado delante del Hospital toda afligida del interes propio de sus deudos se le aparece en Santo tercera vez y la aconsuela diciéndole que a sus deudos libre, y sin escrupulo, puede distribuir y dexarles las 30 libras que sus padres le dieron en dote quqndo se casó, y así quede lo demas que le tocare era suyo y esse a de servir para hazerles la capilla, eo, Hermita.”

El 6 de marzo de 1.582 se hizo publico el testamento de Constanza Pallares “Y aviendo partido los bienes le tocavan entre su marido Juan lledo, vino a la parte de la dicha testadora 1.800 libras que destas y de otras mandas de devotos se a hecho la obra”.

Si milagrosas fueron las apariciones a mí desde que conocí la historia siempre me pareció milagroso, que la humilde pastora fuera capaz de ahorrar las 1.800 libras necesarias para construir la ermita, la historia se escribió en 1.714 cien años después, en todos estos años en que fue transmitida por vía oral algo se debió de “mejorar. Aparte hay que reconocer que Sant Vicent como buen político sabía como rentabilizar sus apariciones.

Sant Vicent siempre se ha considerado un santo próximo el hecho de ser valenciano y la tradición de que recorrió estas tierras predicando en todos los lugares arraigo una gran devoción entre los pueblos valencianos.

La procesión /romeria de Sant Vicent, a la entrada de la población

La celebración en el primer lunes después de la octava de Pascua en es la mayoría de pueblos el colofón de las fiestas, en l’Alcora la fiesta reviste un carácter muy local, en l’Alcora siempre se ha dicho que mientras la fiesta del Rollo era la para los visitantes invitados por las familias, la de Sant Vicent” era para ellos, evitando cualquier compromiso para ese día.

El domingo siguiente a Pascua por la tarde se realiza el traslado de la imagen del Santo desde su ermita a la Iglesia Parroquial, abren la procesión los Gigantes y Cabezudos, seguidos de la Cruz, seguidos de San Cristóbal y Sant Vicent (en los últimos años solo Sant Vicent) cerrando el desfile las autoridades  El lunes festividad de Sant Vicent a las 9 de la mañana con el mismo orden la procesión parte hacia la ermita en igual orden que el día anterior, celebrándose a la 10 misa en el ermitorío, con el sermón en valenciano, se finaliza la misa con el beso de la reliquia del Santo y el canto de los “gozos”, se almuerza en el entrono, es costumbre comprar unos terrones y dulces, mientras la banda de música local interpreta un concierto de música festiva. Volviendo la procesión a la Iglesia Parroquial. El domingo siguiente por la tarde se devuelve el Santo a su ermita.

En entrono de la ermita ha sido desde siempre en referente para todo tipo de celebraciones en un principio estas debieron tener un marcado sentido religioso, pero con el paso del tiempo se ha ido utilizando todo tipo de fiestas, sobre todo tras la construcción de los merenderos.

Hasta los años 50 del pasado siglo los barrios de l’Alcora celebran las fiestas de sus santos patronos, con unos días de fiesta que terminaban el lunes con una merienda en el entrono de Sant Vicent, que terminaba con un baile al son de alguna improvisada orquesta o un simple acordeón.

En la peregrinación de las ermitas en Sant Vicent, en la sacristía en recogimiento se realiza la comida “olleta de dijuni” y conill en tomata y caragols” acompañada de aceituna, pan y vino, y repostería casera.

San Cristóbal.

Ermita de San Cristobal

Grande Alcora es tu ventura
en tenerte por Patrón,
porque con este gran don
aseguras tu fortuna:
siento esta segura
por tan gran bienhechor;
Cristóbal en la estatura
y en la caridad mayor.

La ermita de san Cristóbal se encuentra situado ebn lo alto de una montaña que domina todo el pueblo, con vistas impresionantes, en días claros desde ella se puede ver el Montgo como flotando en el mar.

La romeria del "Rollo" saliendo del Calvario

San Cristóbal es la fiesta del rollo, el día del rollo es la segundo día en importancia en el corazón de los alcorinos, se celebra el lunes de Pascua, el origen de la fiesta se remonta a 1.756, para relatar su importancia y sentimiento que hacia esta fiesta tienen los alcorinos he preferido transcribir un fragmento  s de una “Alba” escrita por D. Ernesto Nebot Porcar[2] sobre los años de 1.950.

.

.

.

.

“No os sorprenda, ilustre huéspedes
este alto en la comida;
es Alcora hidalga y noble
y os da cordial bienvenida
Que os da cordial bienvenida
y os rinde admiración,
Hoy en que la tradición
vuelve en pleno desarrollo
digamos algo del “Rollo”
fin que al poeta compete.
Sobre el siglo XVII[3]
nació esta romería
origen de una sequíaque la tierra devastó.
El ayuntamiento acordó
reclutar ciento de niños
con promesas y cariños
y subir en rogativa
con infantil comitiva
hacia la hermita hechicera
que a san Cristóbal venera.
Estupefacta la grey
vio caer oro de ley,
lluvia del cielo bendito
haciendo honor a aquel grito
que dice “Aigua i salut”,
prodigando en magnitud
aquel preciado elemento
sobre el campo tan sediento.
El cura y los monaguillos
que guian a los chiqullos
de tan penosa adcensión
regresan en procesión
con todo el Ayuntamiento
y aquel acontecimiento
es premiando a los romeros
con rollos t con dineros
en la Iglesia Parroquial
ante el favor celestial

…/…

En mis recuerdos de niñez, la fiesta del “Rollo”, la identifico como un día en que mi madre me despertada de mañana, y vestía con el traje comprado unos días antes y con zapatos nuevos me enviaba a la montaña, con las recomendaciones de que no me apartara del camino, que hiciera caso a los guardias rurales que controlaban a los chiquillos, que no dejara de asistir a la misa, que no fuera por las piedras para que no estropear los zapatos, etc.,, podéis imaginar en calvario que significaba para un chiquillo de ocho o nueve años subir la escarpada montaña con unos zapatos nuevos, vestido con uno de aquellos trajes de chaqueta en que nos disfrazaban, al final tras los empujones para entrar en la iglesia el polvo del camino, el sudor por la subida y los apretones, salía uno de la iglesia todo sucio y con el traje arrugado, y con los pies tan doloridos que casi le impedían el andar. Pero a pesar de esto siempre como un día feliz, pues al final siembre se podía disponer de algunas monedas que los familiares te daban a cambio de un pedazo de rollo, las cuales te permitían subir a alguna atracción de la feria.

Entonces la tradición se cumplía a rajatabla, solo a los niños menores de 14 años se le daba el rollo, como ahora a los que iban vestido de angel se le daban dos, los vestidos de angel eran pocos, pues no todos se lo podían permitir.

Otra tradición es el guardar el primer rollo, en tiempo en que se cumplía en servicio militar, existía la creencia que el mozo que conservaba el rollo al marcha al servicio, volvía a casa sin ningún percance.

En la actualidad la fiesta a adquirido en carácter mas participativo y familiar, los padres suben con los hijos a la montaña almorzando juntos, jugando a juegos que algún grupo organiza, las niñas como no podía ser de otra manera participan en plano de igualdad con los niños, bajando todos cantando, ya no hay empujones para entrar en la Iglesia, se entregan rollos a todos los que participan en la romería, y sobre todo los niños ya no suben vestidos con traje, ni llevan zapatos nuevos.

Otras tradiciones era el cruzar el río descalzo el 10 de julio fecha en el que se celebra el día del Santo, existía a creencia que esto propiciaba  que el transito por la vida fuera mas bienaventurado.

La fiesta coincidía con el periodo en que se segaba y trillaba el trigo en la población, otra costumbre en el pueblo , consistía en el día del santo con unas gavillas de trigo se confeccionaban unos muñecos los cuales se colgaban en el centro de la calle pendientes de dos balcones, por la noche con la celebración de una cena en la calle los muñecos de quemaban, saltando y bailando a su alrededor, algo peculiar era que siempre se procuraba vestir a los muñecos de señoriítos, nunca de labradores.

Otro día importante en la ermita es el día de la dobla, su origen aunque sin estar claro, pare ser que al dar tan gran solemnidad al día de “Rollo”, el segundo día de Pascua perdió su carácter de fiesta popular festivo, por lo que se decidió celebrar un tercer día de pascua “la Dobla”

En la actualidad los transportista de la localidad, celebran en la ermita el día de San Cristóbal, el domingo mas próximo al 10 de julio.

La peregrinación por las ermitas la visita sobre las 13 horas procedente desde la cima de Torremundo.

Torremundo

La “Peregrinación por  las ermitas”,esta se viene celebrando desde 1.995, doce peregrinos recorren en silencio las ermitas del término de l’Alcora, se  celebra el sábado de Pascua, aunque no ha llegado a arraigar en la mayoría de la población, poco a poco va calando en las personas mas afines a la religión.

Vista de la Sierra de Espadan desde Torremundo (Pinchar en la foto para verla a mayor resolución)

Torremundo es la mayor altura del termino municipal 717 metros sobre el nivel del mar, las persona que iniciaron la “Peregrinación por las ermitas”, decidieron en la ruta desde la ermita de San Joaquín y Santa Ana de Araia y la de San Cristóbal, por una senda que por el abruto entorno del “Salt del Cavall” asciende a Torremundo. El camino es duro con un gran desnivel pero de una gran belleza. El rezo del Ángelus y el canto de Regina Coeli, en aquellas soledades, es muy emotivo para los creyentes, no dejando indiferentes a nadie.

San Joaquín y Santa Ana de Araia.

Ermita parroquia de San Joaquín y Santa Ana de Araia

Santa Ana de Dios amada
Y de todos alegria,
Sed siempre nuestra abogada
Por ser madre de María.”

Masia del "Rogle" actualmente en ruinas

La ermita de San Joaquín y Santa Ana, es la mas moderna del termino municipal, se encuentra ubicada en la aldea de Araia formada por  un conjunto de masías, situadas en el extremo sur oeste del término, su construcción data de 1.873, la época de su construcción coincide con la expansión del cultivo del algarrobo, cultivo para el que esta parte del

Ermita de San Joaquín y Santa Ana de Araia

termino pose muy buenas condiciones, la población de estas masías se incremento lo que permitió la construcción de la ermita e incluso del cementerio en 1.929. En 1.959 cuando ya había empezado el declive consigue la categoría de parroquia desligándose de la de l’Alcora.

.

.

.

Ermita del Cristo del Calvario.

Ermita del Calvario

Historia del Cristo del Calvario de l’Alcora

“Pues a los hijos de Alcora
Dispensais siempre bondad,
Recibid, Señor, piadoso
Nuestra fina voluntad.”

Ermita del Calvario

Raro es el enclave de población bien sea ciudad, villa o aldea, que no posea una advocación a alguna imagen religiosa que transciende el hecho religioso en si, convirtiéndose en algo que identifica, a la comunidad creando sentimiento de pertenencia. Para l’Alcora, esta imagen es la del Cristo del Calvario “el nostre Cristo” como dicen los alcorinos.

Para un alcorino al hablar su Cristo es muy difícil llegar a ser objetivo, no voy a  hablar de la historia del Cristo o de la arquitectura de la ermita, los enlaces con la pagina web del Ayuntamiento de l’Alcora, nos llevan a sendos artículos que tratan estas cuestiones con mas precisión de los que los hubiera podido tratar yo.

Fachada de la ermita del Calvario de l'Alcora

En este apartado me dedicare a relatar mis impresiones sobre lo que pueblo de l’Alcora siente por su Cristo.

Rostro del Cristo del Calvario de l'Alcora

El sereno rostro del Cristo de l’Alcora, con un leve rictus de dolor, pero sin dejar de reflejar lo terrible de la crucifixión, en su belleza transmite una sensación de paz, difícil de encontrar en otra imagen de Cristo. No es de extrañar que en un pueblo con una relación tan directa con la creación de belleza, en le siglo de su máximo esplendor, calara tan hondamente la devoción al Cristo.

El calvario de l’Alcora tiene quince[1] estaciones, al definir el Via Crucis, se habla de catorce y que solo algunos, añaden una quinceava estación.

XV Estación del Calvario de l'Alcora

El calvario de l’Alcora tiene quince estaciones, tal vez en esta quinceava estación se encuentre el sentido que para el pueblo tiene su calvario.

El calvario de l’Alcora con sus quince estaciones, no es para sus gentes un calvario de muerte, sino de resurrección.

En la tarde/ noche del último domingo de Agosto, el pueblo sube en procesión a su Calvario, para algunos es un acto de fe, para los mas es un acto de afirmación de  su pertenencia a l’Alcora, para todos es un acto de agradecimiento y esperanza.

Pero para l’Alcora el día del Cristo no es una rememoración del Viernes Santo, sino del Domingo de Pascua.

Este sentido de pertenencia, no ha sido nunca un sentimiento excluyente, en

XIII Estación del Calvario de l'Alcora

el siglo XVIII por motivo de la expansión de la Real Fábrica de Loza y Porcelana, experimentó un fuerte crecimiento de la población,  el declive de la misma obligó a muchos alcorinos a tener que emigrar durante todo el siglo XIX y los primeros 60 años del pasado siglo, siendo a partir de estos años un pueblo de acogida, estas circunstancias hicieron que l’Alcora  una sociedad abierta, donde el emigrar era normal, así como la integración  del emigrante.

Para los emigrados el Cristo era como el ancla que los mantenía unidos a su pueblo, son mucho los escritos de alcorinos ausente en los que la añoranza de su Cristo se encuentra presente.

En cuanto a las personas venidas de otras tierras con nuestras mismas raíces culturales, la integración y participación en el sentir hacia el Cristo del Calvarios fue mayoritaria.

Los escritos sobre el Cristo son una constante en casi todos los alcorinos que han publicado algo.

Cristóbal Bachero Pérez[2] l’Alcora 1872/1978, en su valenciano tal cual,  escribía en los años de 1.940 una albá al Cristo de la que transcribo la siguiente estrofa.

Esparcits per to lo mon
hi ha alcorins de fe acabá
no hi ha ni u que no sente
pèl nòstre Cristo i l’albá”

Eduard Soler i Estruch[3], Castelló de la Ribera, 1912 – Carcaixent, 1.999, un enamorado de l’Alcora.

“Que el Crist t’allibere, Alcora
d’envetges, dissorts i danys…
Que a tota hora se t’acreixquen
pròdigs, i abundosos guanys
dies, dies i més dies,
mesos i mesos i any
I que mai del cel no te falte
la protecció del cel!

Para acabar unos versos de Vicente Mallol y Gasch. l’Alcora 1.918 – Vich 2000. un alcorino de la diaspora. Se refiere a la costumbre de besar los pies del Cristo al visitarlo en su ermita.


!Y he puesto todo mi amor
en el silencio de un beso!
Era el ósculo de Alcora que
no entrega al Maestro,
que no tenia por tasa
los malos treinta dineros,…

Y es que aquellos pies clavados
taladrados y sangrientos,
agavillan, lentamente,
una cosecha de besos
El del joven, que abandona
llamado a filas, el pueblo
El de la madre, que aguarda
la bendición de los nietos.
El de la moza, que sueña
en amores y requiebros…
De quien sufre un purgatorio
de dolores y silencios…
!Cuántas súplicas menudas
al solo embrujo de un beso!

Vista del Calvario

Al hablar del Cristo de l’Alcora, es imposible no hablar de su Calvario, la devoción que siente l’Alcora por su Cristo, se mezcla con el orgullo de poseer un enclave tan hermoso como su Calvario, su belleza natural, sus cipreses, sus pinos, incluso el monte bajo que en otro lugar seria solo maleza,

I Dolor de la Virgen (Calvario de l'Alcora)

en el conjunto del Calvario, parece preciso, y necesario, pero sobre todo sus Cruces de las cuales se hace referencia en el articulo sobre la ermita del que he realizado un enlace al principio del apartado.

Al plantearme este escrito sobre las ermitas en un primer momento pensé en hacer una descripción de su historia, de su arquitectura de los mas o menos valiosos objetos que guardan, etc, buscado fuentes consulte la pagina web del ayuntamiento de l’Alcora, y al leer los magníficos artículos que sobre las ermitas figuran en ella, desistí de esta primera idea, al comprobar lo difícil que seria aportar algo nuevo sobre el tema, por lo que decidí insertar un enlace con el articulo correspondiente a cada ermita con la web mencionaAl plantearme este escrito sobre las ermitas en un primer momento pensé en hacer una descripción de su

Panoramica del Calvario de l'Alcora

historia, de su arquitectura de los mas o menos valiosos objetos que guardan,

III Dolor y Gozo de San José (Calvario de l'Alcora)

etc, buscado fuentes consulte la pagina web del ayuntamiento de l’Alcora, y al leer los magníficos artículos que sobre las ermitas figuran en ella, desistí de esta primera idea, al comprobar lo difícil que seria aportar algo nuevo sobre el tema, por lo que decidí insertar un enlace con el articulo correspondiente a cada ermita con la web mencioda y relatar parte de  esas historias y mitos que alrededor de ellas se han ido formando.


[1] La quinceava estación es la Resurrección.

[2] BACHERO PEREZ, C. . “Antología de poetas de l’Alcora” Il.im. Ayuntamiento de l’Alcora 2003

[3] SOLER I ESTRUCH E. . “Antología de poetas de l’Alcora” Il.im. Ayuntamiento de l’Alcora 2003


[1] SABORIT BADENES,PEDRO: “IV Centenario de la construcción y bendición de la ermita de San Vicente Ferrer” l’Alcora 2009. Transcripción del ”libre dels clavaris de Sent Vicent” Archivo Histórico Parroquial de l’Alcora.

[2] NEBOT PORCAR, E. “Antología de poetas de l’Alcora” Il.im. Ayuntamiento de l’Alcora 2003

[3] Enn esta época no se tenia un conocimiento exacto de la fecha en que se empezó a realizar la romería.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 10.0/10 (1 vote cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: -1 (from 3 votes)
l'Alcora (Sus ermitas), 10.0 out of 10 based on 1 rating

4 comentarios »

  1. Estimat Vicent:

    Estic francament impressionada pel treball de redacció i investigació que has fet: m’ha agradat molt la redacció de l’ermita de S. Vicent i com no el calvari: crec que més persones tindrien que conèixer el matrimoni que teniu a l’Alcora.
    Et felicitem i animen a que si alguna persona llegís (que em consta que exina és) aquest blog d’investigació que aumente la documentació i farà créixer el coneixement.

    Una salutació
    Pili

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: +1 (from 1 vote)

    Comentario by Pili — 25 febrero 2011 @ 11:04

  2. Benvolgut Vicent. Has fet un treball digne i meritori. Aclarirte que la primera Peregrinació oficial per les Ermites del nostre terme va ser l’any 1995. Abans d’aixó ja es caminava preparant-la cinc anys. Salutacions.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

    Comentario by Vicente P. Albaro — 24 marzo 2011 @ 13:18

  3. Solo pretendo ajustar a la realidad las cosas, ser exactos y precisos. Este trabajo aquí presentado, por su buena exposición y la temática tan sugerente que expone, puede ser transcrito por otras personas y el error se transmite sucesivamente. En nuestro pueblo, debido a la escasez de publicaciones hasta hace bien poco, existen errores y deformaciones de la realidad que perviven precisamente porque nadie puntualizó el asunto.
    Y nada más, reiterarte mi admiración por tu trabajo recopilativo.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

    Comentario by Vicente P. Albaro — 1 abril 2011 @ 10:11

  4. Adjunto los gozos a San Cristóbal de l´Alcora http://gogistesvalencians.blogspot.com.es/2012/04/gozos-al-glorioso-san-cristobal-martir.html

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

    Comentario by Salvador Raga — 27 abril 2012 @ 0:57

RSS feed para los comentarios de esta entrada. TrackBack URL

Deja un comentario

Powered by WordPress